Detrás de fideicomisos hay ineficiencia y falta de transparencia: Herrera

Por  |  0 Comentarios
Print Friendly, PDF & Email

Recientemente, fue detectado un fideicomiso con mil 200 millones de pesos que desde 2013 no hace operaciones, salvo pagar al banco 1.2 millones anuales por operarlo, ejemplificó el Secretario de Hacienda.

La desaparición de los fideicomisos no va a poner en riesgo ni un solo peso de los recursos que llegan a científicos, deportistas, creadores, víctimas, periodistas bajo protección del Estado, dijo el Secretario de Hacienda, Arturo Herrera Gutiérrez, en un video en el que explica las razones por las que al gobierno no le gustan estos instrumentos financieros.

En las últimas semanas, hemos asistido a una discusión muy álgida sobre si la posible desaparición de los fideicomisos va a afectar los recursos que llegan a programas tan importantes para el país, como educación, cultura, ciencia, deporte, salud, protección de víctimas”, reconoció el funcionario a través de el video difundido a través de su cuenta de Twitter.

Herrera Gutiérrez explicó que los fideicomisos son la excepción en la forma en que el gobierno ejerce el gasto, como lo demuestra el hecho de que, en 2019, del total del gasto público de 6.1 billones de pesos, solo 29 mil se ejercieron a través de fideicomisos, mientras que el 99.53% se pagó del modo tradicional, que es transferir el dinero a través de la Tesorería de la Federación directamente al beneficiario.

La semana pasada, la Cámara de Diputados aprobó la desaparición de 109 fideicomisos, pero el dictamen aún tiene que ser discutido por los senadores, lo que se espera ocurra en los próximos días.

La razón de ser de los fideicomisos es para no sujetarse a la vigencia del presupuesto, que es de solo un año civil, es decir, del 1 de enero al 31 de diciembre, por lo que el dinero que las dependencias y organismos no utilicen en el año deben devolverlo a la Tesorería de la Federación, excepto si lo depositan en estos instrumentos financieros para disponer de ese dinero al año siguiente o posteriores, expuso Herrera.

Indicó que al actual gobierno no le parecen adecuados debido a que el dinero es reportado como gastado desde que es colocado en un fideicomiso y no cuando efectivamente se ejecuta el gasto, que puede ser al año siguiente o muchos años después, lo cual resta transparencia al uso de los recursos.

Herrera Gutiérrez explicó también que los fideicomisos pueden ocultar grandes ineficiencias de las dependencias para ejercer sus recursos, pues lo que no utilizan en un año determinado, en lugar de devolverlo como un subejercicio, lo colocan en un fideicomiso para emplearlo después.

El funcionario dio el ejemplo de la detección hace unas semanas de un fideicomiso con 1 mil 200 millones de pesos y que desde 2013 no había hecho ninguna operación, salvo el pago anual de 1.2 millones de pesos al banco por operarlo.

Cuando los recursos se ejercen a través de la Tesorería de la Federación, la Secretaría de Hacienda puede verificar que el dinero efectivamente llegó al beneficiario, mientras que sí el pago es través de un fideicomiso, la dependencia pierde visibilidad en el momento en el que el dinero entra al fideicomiso, señaló el funcionario.

“Es una de las muchas razones por la que creemos es mucho más eficiente utilizar el mecanismo presupuestal”.

AN / ZR

Staff de Notiissa.mx