Contagios en aumento, cuarentenas flexibles: cómo evoluciona el covid en Latinoamérica

Por  |  0 Comentarios
Print Friendly, PDF & Email

La región contabiliza hasta ahora más de 2.600.000 contagiados y casi 120.000 fallecidos por la pandemia.

América Latina es actualmente el epicentro de la pandemia del nuevo coronavirus, según lo ha informado la Organización Mundial de la Salud (OMS).

De los más de 10.500.000 casos de contagio que se han registrado a nivel mundial, 2.655.278 están en esta región —según los datos oficiales de cada país hasta la publicación de esta nota—, de alrededor de 630 millones de habitantes, donde se detectó el primer contagiado el 26 de febrero, en Sao Paulo, Brasil.

Además, en esta parte del planeta, han fallecido 118.930 personas por la pandemia, según las estimaciones y registros de las administraciones locales.

Cuarentenas flexibilizadas

En casi todos los países de la región siguen vigentes las cuarentenas, aunque no con la misma intensidad de la decretada en marzo, puesto que se han ido flexibilizando un poco las medidas.

En Colombia rige el aislamiento obligatorio hasta el 15 de julio, informó el presidente del país, Iván Duque; pero hace un mes hubo una reapertura del comercio en la mayoría del país.

En Bolivia, aunque se flexibilizó el confinamiento desde el 1 de junio, la «cuarentena nacional, dinámica y condicionada» sigue hasta el 31 de julio. Por ello, se mantiene el cierre de fronteras aéreas, terrestres, fluviales y lacustres; la suspensión de clases presenciales en todos los niveles y modalidades educativas; la suspensión de eventos públicos; y la prohibición de circulación de personas y vehículos, de lunes a viernes, entre las 18:00 y 5:00, y los sábados y domingos.

  • Ecuador

En Ecuador la flexibilización de las medidas restrictivas se ha hecho de manera gradual desde mayo. En el país rige un mecanismo de semáforo, que cada vez es más permisivo, que se aplica por municipio.

Los últimos cambios se hicieron esta semana y se determinó que, en los municipios con semáforo rojo, por ejemplo, se mantiene la restricción de estar en casa, rige un toque de queda desde las 18:00 hasta las 05:00 del siguiente día y los autos particulares solo pueden circular dos veces a la semana.

En amarillo, rige el toque de queda desde las 23:00 hasta las 05:00 del siguiente día, excepto en Quito, capital del país, que comienza a las 21:00. Los autos particulares pueden circular, según el último número de su matrícula: impar los lunes, miércoles y viernes; y par, martes, jueves y sábado.

Mientras que en verde, ya no hay toque de queda y los vehículos particulares pueden circular cinco días a la semana, de acuerdo con un cronograma establecido, según el último dígito de su número de placa.

Las actividades comerciales también se abren según el semáforo que rige en el municipio; aunque, sin importar el color, se mantienen prohibidas las aperturas de bares, karaokes, discotecas y clubes nocturnos, así como espectáculos públicos.

  • Paraguay

Al igual que el resto de los países de la región, Paraguay estuvo en confinamiento desde marzo. Sin embargo, en mayo comenzó la desescalada de las medidas, con lo que denominaron «Cuarentena Inteligente».

El plan consta de cuatro fases. El 4 de mayo arrancó la primera con el permiso para operar a fábricas en general, talleres mecánicos, área de construcción, así como algunos oficios como peluquerías, pintura, electricidad, además de permitir actividad física individual.

En las siguientes fases se han posibilitado otras actividades, como gimnasios y deportes profesionales, hasta llegar a la cuarta, que entró en vigor este 2 de julio, donde ya se permite la reapertura de bares, organización de eventos y lugares de hospedaje.

  • El Salvador

En El Salvador se puso en marcha un plan de cinco fases para la reapertura económica del país. La primera comenzó el 16 de junio. Desde este día se permitió la reanudación de actividades en las áreas de la construcción, manufactura, textil, electrónica, veterinarias, transporte de carga, salones de belleza con citas, sector público, entre otros.

En la segunda fase, que arranca el 7 de julio, se sumarán los ‘call centers’, transporte colectivo, bienes raíces, restaurantes, entre otros; el siguiente paso se dará el 22 de julio, con deportes sin contacto y al aire libre, iglesias y lugares de culto, así como algunos locales de centros comerciales.

El 4 de agosto se da paso a la cuarta fase, que incluye espectáculos y eventos deportivos, cines y teatros, museos, turismo interno e internacional; y ya desde el día 21 de ese mes se podrá asistir a ferias, conciertos y hacer deportes de contacto.

  • Perú

Este 30 de junio Perú, el sexto país con más contagios a nivel mundial —con 288.477 casos—, dio por terminada la cuarentena que comenzó en marzo. El levantamiento de la medida se dio en 18 de las 25 regiones del país.

Arequipa, Áncash, Ica, Junín, Huánuco, San Martín y Madre de Dios son las siete regiones donde continuarán las restricciones hasta el 31 de julio, debido a que los contagios siguen en ascenso.

  • México

En México, las cifras de contagios y muertes siguen altas. En el último reporte, de este miércoles 1 de julio, las autoridades dieron cuenta de 5.681 y 741 muertes por la pandemia en el último día, elevando la cifra de infectados a 231.770 y la de víctimas fatales a 28.510. Con ello, este país se ubica en el onceavo puesto en número de contagios y de sexto por fallecidos, superando a España.

Pese a esa situación, al igual que en Ecuador, rige un sistema de semáforo desde el pasado 1 de junio, que, con los colores rojo, naranja, amarillo y verde, determina el grado de restricción o apertura en cada entidad federativa.

En rojo solo se permiten actividades esenciales; en naranja, se comienzan a abrir actividades no esenciales, espacios públicos con aforo limitado; en amarillo, se reincorporan las actividades no esenciales con normalidad, se abren los espacios públicos abiertos y cerrados, vigilando la salud de los sectores vulnerables.

Entretanto, en verde, se da el regreso de actividades escolares, así como no esenciales y la apertura de espacios de esparcimiento y públicos.

De vuelta al encierro

  • Argentina

En Argentina, la cuarentena estricta que comenzó a regir el 20 de marzo se fue relajando en mayo y junio. Sin embargo, debido al aumento de casos y muertes en algunas urbes y provincias, se han vuelto a poner en marcha restricciones fuertes, al menos hasta el próximo 17 de julio.

Este mes arrancó con controles más rigurosos para el Área Metropolitana de Buenos Aires, la ciudad de General Roca y las provincias de Chaco y Neuquén. Solo están habilitadas actividades consideradas esenciales.

En estas zonas, el uso del transporte público es prioritario para los trabajadores esenciales (salud, seguridad, bomberos, etc.) o a quienes obtienen un permiso especial. No se permiten las actividades físicas al aire libre; solo salidas recreativas con niños y niñas los fines de semana. Negocios no esenciales podrán vender solo vía electrónica y con envío a domicilio.

  • Chile

Desde el principio, Chile ha aplicado una estrategia diferente al resto de los países de la región. La cuarentena no ha sido a nivel nacional, sino por comunas; dependiendo del avance de la pandemia, estos espacios entran y salen de los controles estrictos, semanalmente, según lo disponga el Gobierno.

Actualmente, hay 63 comunas en cuarentena (46 en la Región Metropolitana y 17 en el resto del país), donde viven unas 10 millones de personas. A partir de este viernes 3 de julio continuarán en confinamiento una semana más, según anunció este miércoles el Ministerio de Salud.

  • Venezuela

En Venezuela, por su parte, rige desde principios de junio el esquema «7-7», que consiste en siete días de trabajo y siete días de cuarentena rigurosa.

«Fue diseñado por Venezuela, es el método de Venezuela», dijo el presidente Nicolás Maduro. sin embargo, el esquema no aplica para los municipios fronterizos, el Distrito Capital y 12 estados del país, donde se ha detectado un aumento en el número de contagios de coronavirus.

Brasil, un caso aparte

En Brasil, el segundo país más afectado por la pandemia, tanto en números de contagiados —1.448.753— como de fallecidos —60.632—, el presidente Jair Bolsonaro nunca decretó una cuarentena nacional; contrariamente, siempre ha manifestado su rechazo a esas medidas de confinamiento porque, a su criterio, destruye el empleo en el país.

Las medidas restrictivas fueron impuestas por los gobernadores y alcaldes en sus estados y municipios. Sin embargo, aunque las cifras de contagios no bajan, ya algunos comenzaron a flexibilizar los controles desde principios de junio.

Como sucedió en Brasil, en Uruguay tampoco hubo una cuarentena obligatoria. Las clases se suspendieron, pero ya se retomaron, así como las actividades económicas que habían sido restringidas momentáneamente. Sin embargo, en este país la pandemia tuvo un comportamiento diferente y apenas se han registrado, hasta la fecha, 943 infectados y 28 fallecidos.

Apertura al mundo

En medio de los crecientes números de contagiados y fallecidos por la pandemia, varios países han decidido abrir sus fronteras aéreas y reanudar los vuelos internacionales. Aunque, algunos nunca cancelaron estos viajes, como México y Brasil —este no permitía ingreso de algunos extranjeros, con excepción de quienes cuentan con residencia permanente en el país o visas de trabajo, así como los que tengan cónyuges e hijos brasileños—.

Ecuador fue el primero en hacerlo, a principios de junio. Actualmente al país llegan y salen, desde los aeropuertos de Quito y Guayaquil, vuelos a Nueva York, Miami y Fort Lauderdale, en EE.UU.; y Ciudad de México, México.

En Argentina, si bien los vuelos internacionales está previsto que se reanuden el 1 de septiembre, las compañías Aerolíneas Argentinas, Air France, KLM e Iberia tienen programados vuelos especiales semanales en julio y agosto, tras recibir la autorización de la Administración Nacional de Aviación Civil (ANAC). Estas empresas no trasladarán a turistas, los viajes serán para europeos o residentes en Europa, así como argentinos con doble ciudadanía y personas con visa de estudio o trabajo.

Panamá estima reabrir los vuelos internacionales el 22 de julio. El 1 de agosto se prevé que lo haga Costa Rica y Perú. Un mes después lo hará formalmente Argentina y Colombia. 

En El Salvador, la Comisión Ejecutiva Portuaria Autónoma (CEPA) informó la puesta en marcha de tres fases en el Aeropuerto Internacional de San Salvador: el 16 de junio comenzó la reapertura gradual de servicios logísticos de exportación e importación; el 22 de julio se abrirá el aeropuerto para vuelos en conexión; mientras, el 6 de agosto ya estará habilitado para vuelos comerciales.

Bolivia, Uruguay, Venezuela y Honduras aún no tienen fecha de reapertura de sus aeropuertos para vuelos internacionales.

Pese al cierre, durante la pandemia casi todos estos países recibían vuelos humanitarios, con connacionales que habían quedado varados en otros territorios por diferentes razones.

RT

Edgar Romero G.

Staff de Notiissa.mx

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *