Menos del 1% de la superficie afectada por incendios en Chihuahua es arbolado adulto

Por  |  0 Comentarios
Print Friendly
  *  En 2017 la  mayor afectación por incendios en la entidad fue en áreas de pastizal.
  *  Namiquipa y Cuauhtémoc los municipios con mayor superficie en un solo incendio.
Tan solo el .98 por ciento de la superficie afectada por incendios en Chihuahua durante el 2017 es arbolado adulto.
De acuerdo con el reporte de incendios forestales de la Comisión Nacional Forestal (CONAFOR), de las 87 mil 229 hectáreas afectadas por siniestros de esta clase,  las superficies de extracto herbáceo, arbustivo y hojarasca ocupan el 95.65 por ciento, es decir, 83 mil 431.68.
De la superficie dañada en los 808 incendios un 59.40 (51 mil 810 hectáreas) corresponde a herbáceo, 24 por ciento (20 mil 972.95) a hojarasca, 12.21 (10 mil 648.03) a arbustivo, 2.60 (2 mil 268.58) a arbolado de renuevo, .98 (851.32) a arbolado adulto y el .78 (677.9) a suelo orgánico.
Los municipios con mayor afectación en superficie fueron Madera con 29 mil 778.25 hectáreas afectadas con 23 incendios, Namiquipa con 10 mil 781 y Cuauhtémoc con 8 mil 484 hectáreas, estos últimos dos con un solo incendio cada uno.
El jefe de protección de la Gerencia Estatal del a CONAFOR en Chihuahua, Everardo Rivera Banda informó que las brigadas de la Comisión Nacional Forestal (CONAFOR) comenzaron el pasado mes de octubre acciones de prevención para disminuir las posibilidades de fuego en los terrenos forestales.
En áreas de pastizal la recomendación para prevenir siniestros es eliminar el material combustible que quede próximo al derecho de vía para reducir las posibilidades de inicio de fuego.
Las prescripción de quemas controladas en áreas en las que existe riego de fuego por la acumulación de material combustible, la poda de ramas que están secas y elaboración de brechas cortafuego y líneas negras  son parte del plan de prevención para la siguiente temporada.
Con las brechas se retira de manera manual la vegetación que exista en un espacio de hasta tres metros de ancho para formar una línea perimetral en  los terrenos, mientras que para las líneas negras con ayuda del fuego se acaba con el material herbáceo a la orilla de las carreteras y caminos.
“Siempre será más barato prevenir que combatir”, afirmó Everardo Rivera quien destacó que una chispa puede volar hasta 5 kilómetros y dar comienzo a incendios forestales.

Staff de Notiissa.mx

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *